sábado, 3 de abril de 2010

Sushi, huh?, como descargar paquetes para GNU/Linux offline

Pues voy a hacer un copy-paste desde el foro de ubuntu-es.org, he visto un hilo abierto por el compañero hipersayan_x, que creo que interesara ha muchos compañeros que no disponen de Adsl o están offline en casa, este programa les resolverá muchos problemas.


  Desde el momento en que entre al mundo de GNU/Linux tenia el problema de no tener conexión a internet, esto significa que no es posible usar herramientas tipo one-click-install como yast, rpmdrake, apt, etc. Y GNU/Linux no es como Windows, que un archivo ya trae todo lo necesario para instalar un programa.

  Desde entonces me he dedicado a buscar todas las soluciones posibles a este problema:

- para Ubuntu y Debian
- para Mandriva
- para openSUSE
- para Fedora
- proyecto keryx
- etc.

 Pero ninguna me convencía, ya que los pasos eran demasiado complicados, muy específicos de dicha distribución, no obtenía todos los paquetes que yo necesitaba, o directamente el programa no funcionaba.
 Yo lo que quería era instalar programas de la misma forma en que lo hacia un usuario con Internet, sentarme frente a la computadora de un cybercafe y con unos pocos clics descargarme todos los programas que yo necesitaba, lo que yo quería era un programa que funcionara igual que un administrador de paquetes como por ejemplo Yast.
Entonces con lo poco que conocía sobre programación decidí crear mi propio administrador de paquetes para sistemas GNU/Linux sin Internet:

Sushi, huh?

 La idea es unificar todos las ideas y métodos, en un un solo programa. En el enlace pueden encontrar toda la información sobre como utilizarlo.
Ojo, Sushi, huh? quizás no sea la solución definitiva pero es una solución que puede ser de mucha utilidad a aquellos usuarios que tienen el mismo problema.

Blog del compañero hipersayan_x

Espero que os sirva a muchos de los que leéis este blog. Para comentarios ya sabéis y para las dudas el hilo del compañero o el enlace a sourceforge, así ayudas a depurar el programa.